viernes, 8 de enero de 2016

CALENDARIO LUNAR CHINO – 2016 AÑO MONO DE FUEGO

En China se utilizan simultáneamente los calendarios solar y lunar. 

El Calendario Lunar Chino se inició en la época del Emperador Amarillo (2697-2599 a.c.) y contiene información energética que todavía hoy en día la población china consulta en la vida cotidiana para elegir los momentos más favorables para iniciar proyectos importantes, obras en la vivienda, viajes, reuniones, celebraciones, bodas, …, y evitar los que son desfavorables. Ellos saben que la naturaleza se rige por ciclos energéticos y tienen muy en cuenta como ese influjo energético externo interactúa en su entorno y en ellos mismos. Esta información energética es muy utilizada también por las altas esferas políticas y sociales chinas.

Al inicio de la Primera República china, en el año 1911, se adoptó oficialmente el calendario solar occidental (o calendario Gregoriano) y desde entonces los dos calendarios, solar y lunar, se utilizan conjuntamente en todas las publicaciones y medios de comunicación en China.

El inicio del año lunar coincide con la segunda luna nueva después del solsticio de invierno, por lo que el día de Año Nuevo no se corresponde con una fecha solar fija sino que oscila entre los días 20 de enero y 19 de febrero del calendario solar.

El año lunar chino se divide en 12 meses que se designan simplemente por su número ordinal: 1, 2, 3… Todos los meses lunares comienzan en luna nueva, lo mismo que el año lunar. En el Calendario Lunar Chino unos meses tienen 29 días y otros 30. La diferencia de días entre el año solar (365 días) y el lunar (354 días) se va acumulando de modo que cuando ya hay suficientes días para formar un mes completo, en ese año se duplica uno de los doce meses (no siempre el mismo). Entonces, cada dos o tres años lunares, uno tiene 13 meses.

CICLO SEXAGESIMAL JIA ZI

El Calendario Lunar chino no sólo toma en consideración el ciclo lunar sino también la rotación terrestre alrededor del Sol y además entra en juego de un modo destacado el movimiento de los planetas Júpiter y Saturno. Partiendo de un punto determinado del Zodiaco, las posiciones de Júpiter y Saturno coinciden cada 60 años aproximadamente. En base a estos hechos el Calendario Lunar chino establece un ciclo que consta de 60 años, llamado Ciclo Jia Zi. La numeración de los años dentro de este ciclo sexagesimal se basa en la asignación a cada año de una pareja de símbolos: uno de los 10 Troncos Celestes y una de las 12 Ramas Terrestres

LOS 10 TRONCOS CELESTES

Los Troncos Celestes representan la energía del Cielo que nutre a la Tierra. Esta energía del Cielo de muy alta vibración desciende y al entrar en contacto con la Tierra se transforma y produce una sucesión de 10 fases energéticas diferentes que se asocian con los 10 Troncos Celestes. A los Troncos Celestes agrupados de dos en dos les corresponde uno de los Cinco Elementos y su orden sigue el ciclo de generación de los Cinco Elementos de la Medicina Tradicional China: Madera, Fuego, Tierra, Metal y Agua. 

Los Troncos Celestes están asociados además a los Seis Animales (Dragón, Petirrojo, Dragón Amarillo, Serpiente, Tigre y Tortuga)  y a la alternancia de la energía Yang (masculina=activa) y de la energía Yin (femenina=receptiva): 

TC1  Dragón Yang Madera
TC2  Dragón Yin Madera
TC3  Petirrojo Yang Fuego
TC4  Petirrojo Yin Fuego
TC5  Dragón Amarillo Yang Tierra
TC6  Serpiente Yin Tierra
TC7  Tigre Yang Metal
TC8  Tigre Yin Metal
TC9  Tortuga Yang Agua
TC10 Tortuga Yin Agua

LAS 12 RAMAS TERRESTRES

Las Ramas Terrestres se corresponden con las diferentes energías que surgen de la vitalidad de nuestro planeta y ascienden hacia el Cielo, que marcan un ciclo de 12 cualidades distintas que se suceden. Cada Rama Terrestre tiene asociado un símbolo chino, el nombre de un animal, uno de los Cinco Elementos y su aspecto es Yin o Yang, de nuevo en alternancia.

Las 12 Ramas Terrestres están ordenadas siguiendo un ciclo. Para nombrarlas se utiliza la abreviatura RT acompañada de un subíndice (del 1 al 12), igual que se hizo con los 10 Troncos. En esta ordenación no se sigue el ciclo de generación de los Cinco Elementos sino el que está en correspondencia con las cuatro estaciones y la Tierra como energía de transición. Las Ramas Terrestres son: RT1 RATA (Agua - Yang), RT2 BÚFALO (Tierra - Yin), RT3 TIGRE (Madera - Yang), RT4 CONEJO (Madera - Yin), RT5 DRAGÓN (Tierra - Yang), RT6 SERPIENTE (Fuego - Yin), RT7 CABALLO (Fuego - Yang), RT8 CABRA (Tierra - Yin), RT9 MONO (Metal - Yang), RT10 GALLO (Metal - Yin),  RT11 PERRO (Tierra - Yang) y RT12 CERDO (Agua - Yin).

Cada año se corresponde con una rama, llamada Rama Terrestre de Año, que se alinea con uno de los Cinco Elementos (Madera, Fuego, Tierra, Metal o Agua, que es el elemento del Tronco Celeste asociado) que le añade una cualidad extra. Hay que tener en cuenta que los inicios del año solar y de la Rama de Año no coinciden. Por ejemplo, el año 2016 se corresponde con el año MONO de FUEGO (TC3 RT9, año señalado en la tabla en rojo nº33) pero realmente esta energía se inicia el 4 de febrero de 2016 y dura hasta el 3 de febrero de 2017. Por otro lado, las fechas del Año Nuevo Chino tampoco coinciden, son el 8 de febrero de 2016 y 28 de enero de 2017. 
EXPLICACIÓN TABLA: El ciclo Jia Zi completo que establece el Calendario Lunar Chino es de 60 años. Cada año se corresponde con una pareja de Tronco Celeste (TC) y Rama Terrestre (RT), de modo que cada 12 años rige la misma rama pero el elemento del tronco asociado va cambiando y añade un matiz distinto. Así, en el ciclo Jia Zi cada rama aparece 5 veces, en cada ocasión acompañada por un elemento distinto, y hasta que no pasan 60 años no vuelve a repetirse la misma rama con el mismo elemento. 

LAS 24 TEMPORADAS CHINAS 

El tiempo que emplea la Tierra para completar su órbita alrededor del Sol da lugar a las cuatro estaciones: primavera, verano, otoño e invierno. El Calendario Lunar chino también contempla la relación entre la Tierra y el Sol pero en él se marcan 24 temporadas. Cada temporada dura unos 15 días y su nombre indica el fenómeno climatológico predominante en ella. Las temporadas se agrupan de dos en dos dando lugar a las 12 estaciones chinas, que se corresponden con las Ramas Terrestres de Mes y toman sus nombres: TIGRE, CONEJO, DRAGÓN, SERPIENTE, CABALLO, CABRA, MONO, GALLO, PERRO, CERDO, RATA y BÚFALO. Estas ramas van acompañadas por el Tronco Celeste que les corresponda siguiendo de nuevo el ciclo sexagesimal. La duración de cada estación es de unos 30 días, similar a la de un mes solar, pero su inicio se retrasa de 4 a 8 días respecto de él. Así, las 12 estaciones chinas y, por tanto, las Ramas Terrestres de Mes, son equiparables a nuestros meses solares. Además, como se observa en la tabla el inicio de cada estación china coincide con el punto medio de un  signo del horóscopo occidental.
En el Calendario Lunar a los días también se les asigna un Tronco Celeste y una Rama Terrestre según la secuencia del Ciclo sexagesimal Jiă Zĭ. El ciclo de Ramas Terrestres de Día no se ha interrumpido desde los orígenes del Calendario Lunar chino (hace más de 4600 años). Además, dentro del día las horas agrupadas de dos en dos (siendo el primer tramo horario 23h-1h coincidiendo con la rama RT1 RATA) también siguen este ciclo, dando lugar a las Ramas Terrestres de Hora asociadas a Troncos Celestes de nuevo. Estas 4 parejas: Tronco Celeste y Rama Terrestre de año, de mes, de día y de hora, representan la energía que está presente en cada instante influyendo en la vida sobre la Tierra.

2016 AÑO DEL MONO DE FUEGO

El año solar 2016 es un año MONO de Fuego pero realmente la energía de la Rama Terrestre de Año RT9 MONO, cuyo elemento es el Metal, acompañada por el Tronco Celeste TC3 Petirrojo que aporta el Fuego, comienza el 4 de Febrero, a la vez que la Rama Terrestre de Mes RT3 TIGRE. Su inicio tampoco coincide con el día de Año Nuevo Chino que este año es el 8 de febrero. Todos los nacidos entre el 4 de febrero de 2016 y el 3 de febrero de 2017 tendrán como Horóscopo Chino, MONO de Fuego (pero no los nacidos entre el 1 de enero y el 3 de febrero del 2016, lo que da lugar a muchas confusiones). El último año MONO de Fuego fue en 1956 (hace 60 años).

La energía del año MONO de Fuego es Yang por lo que la acción es muy importante y el Fuego representa la aventura. La imagen que puede representar a este MONO de Fuego es la de un aventurero que emprende una nueva expedición para conocer territorios desconocidos. Por ello es un buen momento para alinearse con esta energía y emprender cosas nuevas, pero puede ser peligroso si no se valoran los riesgos y se menosprecian los peligros. Por otra parte, se trata de una energía propicia para superar los desafíos y los bloqueos que se generaron durante el año Yin (CABRA de Madera) que dejamos atrás. 

Las energías del Universo y de la Tierra actúan sobre los órganos del cuerpo y también sobre los sentimientos y emociones. En cada momento se conjugan e interactúan de una determinada manera y nos afectan a todos pero no del mismo modo. Si una persona es capaz de sintonizarse adecuadamente con ellas podrá sacar un gran provecho en todos los niveles de su vida. 

En general, un año MONO será un año favorable para aquellas personas cuyo horóscopo Chino sea “SERPIENTE”, amiga del “MONO”: les resultará fácil cumplir objetivos, se sentirán especialmente vitales; es conveniente que aprovechen el impulso para iniciar proyectos y estar muy atentos para aprovechar las oportunidades. Sin embargo, para los “TIGRE” este año no será tan favorable, debido a que el “MONO” es su enemigo y su energía les desestabiliza. Los “TIGRE” tendrán la sensación de que es imposible alcanzar las metas pues constantemente aparecerán obstáculos y dificultades en su vida; deberán aceptar la situación, procurar frenar las pérdidas y sobre todo cuidarse. Los “MONO” tampoco lo tendrán fácil, pues su energía entrará en conflicto, al sentir que tienen que competir con otros de su misma condición; en este caso, es mejor procurar quedarse en segundo plano y ser consciente de que conseguir las cosas supondrá un gran esfuerzo.

En nuestra agenda para el año 2016, que recoge el Calendario Lunar Chino, también se indican los días y horas que son momentos favorables a nivel general para realizar los eventos que se consideren importantes.
Además, cada persona concreta puede completar esta información general con la que proporciona su Hexagrama Natal, que se obtiene a partir de su fecha de nacimiento con el I Ching de la línea Jing Fang I. En este hexagrama se reflejan las fortalezas y debilidades, físicas y emocionales, que afectarán a dicha persona desde su nacimiento pero también aporta los datos necesarios para conocer si la energía de cada año (mes y día) actuará a su favor o en su contra. Esta información adicional es más precisa pues indica cuáles de esos días favorables a nivel general realmente son propicios para ella en concreto. La persona podrá alinear del mejor modo posible su momento energético interno con el influjo externo para iniciar proyectos exitosos.

Aquellos que quieran profundizar en el estudio del I Ching y el CALENDARIO LUNAR CHINO, según las directrices de la línea JĪNG FÁNG Ì, pueden ponerse en contacto con las autoras a través del email: iching-info@labiotika.es













Shu-Yuan Chen y Maite Foulquie
Profesoras de I Ching en "La Biotika"

2 comentarios:

  1. Buenas noches quería dale las gracias por toda la información que comparte, también pedirle ayuda, si es ´posible me indica que días tienen buena energía para poner los potencia dores.
    Desde Bogota Colombia un abrazo
    Jose Milton Galeano Amado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola José,
      Para ver los días favorables se necesita la agenda. También es necesario saber si el día que indica la agenda es favorable para ti en particular, con lo cual es algo complicado...
      Un saludo

      Eliminar