martes, 6 de noviembre de 2018

EL FENG SHUI Y EL BAÑO

El Feng Shui de la casa determina el flujo del Chi (la energía vital) en el ambiente, y afecta a los residentes en su salud, fortuna y bienestar. 
Las  seis direcciones de una casa se representan en los seis animales simbólicos del Feng Shui. La ubicación de cada animal se sitúa mirando hacia fuera de la casa desde la puerta principal.
1. Dragón (verde): En el lado izquierdo de la casa. El flujo del Chi es muy positivo. Implica buena salud y el poder del cabeza de familia. Este sitio debe de ser más elevado que el lado derecho de la casa y es bueno que haya algo que represente el movimiento.

2. Tigre (Blanco): En el lado derecho de la casa. El flujo del Chi es negativo y descendente. Simboliza el lado oscuro. Esta área debe permanecer en silencio y ser más baja que el lado del dragón.


3. Fénix (rojo): En la parte delantera de la casa. Es todo lo que se puede ver desde la entrada; Lo que se ve a la izquierda y derecha de la puerta principal, está incluido en esta área. Se denomina espacio luminoso y representa la energía que ingresa en la casa que trae la salud y la fortuna. Tiene que ser amplio y llano.

4. Tortuga (Negra): El área en la parte trasera de una casa. Es necesario que tenga apoyo (ser más alto que el propio edificio) y que tenga formas suaves.

5 y 6. Dragón Amarillo-Yang/Serpiente-Yin (amarillo): En centro de la casa. Tiene una energía ascendente. Es importante que esté limpio, ordenado y luminoso.

SITUACIÓN DEL CUARTO DE BAÑO
Una de las ubicaciones más importantes a tener en cuenta en el Feng Shui de la vivienda, es la del cuarto de baño, que debe de estar en la zona de Tigre. Como el baño es un lugar de fuga energética, por las tuberías y los desagües que hacen el movimiento descendente del Chi, este influirá negativamente, dependiendo de la zona donde se sitúe:
1.  El baño nunca debe de estar en el centro de la casa. La energía descendiente del  baño en el centro de la vivienda (zona ascendente del Chi), es muy desfavorable para la salud.
2.  Un baño nunca debe estar enfrente de la puerta principal de la casa. La ubicación del baño en esta situación rebaja la energía Chi positiva que entra por la puerta principal, causando discusiones y desacuerdos.
3.  La puerta del baño nunca debe enfrentar la puerta de la cocina o el dormitorio. Es desfavorable para el descanso y salud de la persona que duerme en el dormitorio.
4.  La puerta del baño nunca debe estar ni enfrente ni a ambos lados de la cama. Puede causar dolor de espalda o problemas intestinales.
5.  La cabecera de la cama nunca debe estar apoyada en la pared del baño. Puede afectar a la salud, a la concentración y al estudio.
6.  Un baño nunca debe estar debajo ni encima de una cama. Es desfavorable para la salud y la concentración.
7.  El baño nunca debe de estar encima de la puerta principal. Puede ocasionar problemas en el ámbito del trabajo, la economía y el amor.
Para mejorar la energía que surge de la ubicación negativa del baño en la vivienda, podemos buscar el equilibrio de los 5 elementos, introduciendo en el baño el elemento Madera y Tierra. La Madera ayuda a absorber la fuerza del agua, y la Tierra domina el agua. Los elementos de Madera y Tierra pueden introducirse en forma de cuadros que representen árboles, vegetación, flores, plantas, y/o poner plantas vivas. Es importante también mantener el cuarto de baño seco y limpio, cerrar siempre la tapa del inodoro, tapar los desagües y mantener cerrada la puerta de baño.

Shu-Yuan Chen 
Profesora de I Ching y Feng Shui en labiotika.es

1 comentario:

  1. Muchas gracias ! Siempre aprendo mucho,eres maravillosa ,un fuerte abrazo 🤗 te deseo mucho éxito ❣️😘

    ResponderEliminar